Repliegue parcial ruso: Ucrania dijo que la diplomacia está funcionando pero que Moscú debe retirar más tropas

El Kremlin anunció que unidades de los distritos militares Sur y Oeste comenzaron a regresar a sus cuarteles, pero miles de soldados y pertrechos continúan cerca de la zona limítrofe

Internacionales

Ucrania afirmó este martes que sus esfuerzos diplomáticos conjuntos con los aliados occidentales han logrado disuadir una temida invasión rusa.

Nosotros y nuestros aliados hemos conseguido evitar que Rusia siga escalando”, declaró a la prensa el ministro de Asuntos Exteriores, Dmytro Kuleba.

“Ya estamos a mediados de febrero y se ve que la diplomacia sigue funcionando”.

El Ministerio de Defensa de Rusia dijo este martes que algunos de los más de 100.000 soldados estacionados cerca de las fronteras de Ucrania estaban empezando a regresar a la base después de completar los ejercicios militares.

Pero Kuleba subrayó que las tensiones seguían siendo elevadas a lo largo de las fronteras ucranianas y que Rusia todavía tenía que retirar sus fuerzas restantes. “Tenemos una regla: no creas lo que oyes, cree lo que ves. Cuando veamos una retirada, creeremos en una desescalada”, dijo.

Los comentarios de Kuleba también se produjeron un día después de que Rusia dejara la puerta abierta a más conversaciones con Occidente para resolver un enfrentamiento provocado por la oposición de Moscú a la influencia de la OTAN en el este de Europa y la ambición de Ucrania de unirse algún día a la alianza.

Un soldado ruso realiza ejercicios militares en Kuzminsky, región sureña de Rostov (REUTERS/Sergey Pivovarov)

Un soldado ruso realiza ejercicios militares en Kuzminsky, región sureña de Rostov (REUTERS/Sergey Pivovarov)

Las autoridades ucranianas llevan semanas cuestionando los informes de los servicios de inteligencia estadounidenses que sugieren que Rusia está preparando un ataque inminente contra su vecino occidental.

El anuncio de Moscú, la primera señal de distensión por su parte, fue vago y no se sabe a cuántos soldados afecta. Rusia había desplegado más de 100.000 militares en la frontera con Ucrania desde diciembre. Paralelamente, Rusia sigue realizando maniobras militares en Bielorrusia, vecino de Ucrania, que durarán hasta el 20 de febrero.

El reporte ruso coincide además con la llegada a Moscú del canciller alemán Olaf Scholz, que intenta hacer avanzar la vía diplomática e intentar alejar el fantasma de una invasión y una guerra en Europa oriental.

Este martes, la ministra alemana de Exteriores, Annalena Baerbock, exhortó a Rusia a que retire sus tropas de la frontera. “La situación es particularmente peligrosa y puede agravarse en cualquier momento”, alertó la ministra en un comunicado.

Fuente: