violencia de género en Posadas

“Llamé al 911 y comenzó a golpearme, dejándome tirada en el piso”, una mujer denunció por violencia de género a su expareja en Posadas

Una joven de 26 años denunció en sede policial a su expareja, con quien tiene cuatro hijos en común, por violencia de género. La policía tomó conocimiento del hecho a través de las redes sociales. El acusado fue detenido.

Policiales

La joven madre de 26 años denunció en la Comisaría de la Mujer al padre de sus cuatro hijos menores de edad, tras diez años de relación en concubinato. El pasado Día del Padre, fue la gota que rebalsó el vaso.

En su declaración en sede policial, la mujer relató que estuvo en concubinato con el acusado durante 10 años, con quien tiene cuatro hijos en común, de nueve, siete, cuatro y dos años. El violento fue identificado como Luis Armando B. de 29 años.

Según los dichos de la mujer en sede policial, hace aproximadamente dos semanas decidió terminar con la relación, pidiéndole al hombre que se retire de la casa, ya que el mismo le estaría siendo infiel.

El pasado lunes 13, el denunciado le pide a la víctima para quedarse en la casa, supuestamente porque habría conseguido un trabajo cerca del domicilio. “Accedo y dejo que viva con nosotros, pero la relación seguía mal”, dijo.

Publicación en Facebook de la hermana de la víctima.

Lo que llevó a la mujer a denunciar a su expareja fue la violencia que sufrió por parte de este en el pasado Día del Padre. “Estábamos festejando en familia, un rato después  se fue a la casa de unos amigos a tomar, regresando a casa a las 18:00 horas y se acostó a dormir”.

Continuó recordando que siendo las 22:00 horas de aquel domingo, la situación se tornó más violenta que de costumbre. “Cuando nos acostamos a dormir, yo en la habitación de mis hijos junto a ellos, se despierta y va a buscarme pidiéndome que me vaya a acostar con él, le dije que no quería, que no me molestara, pero siguió insistiendo”.

Por esta razón, la denunciante volvió a pedirle al acusado que se vaya de la casa y, al notar que el hombre no se iba a ir voluntariamente, decidió llamar al 911. “Al escuchar eso, lo toma muy mal y me comienza a agredir físicamente, golpeándome la cabeza y por distintas partes de mi cuerpo con golpes de puños”.

El hombre al escuchar las sirenas del móvil policial, inmediatamente sale corriendo. “Me dejó sentada en el suelo por los golpes que recibí”.

Tras informar de lo sucedido al Juzgado de Instrucción Uno, se ordenó la detención del agresor y custodia de la víctima en su domicilio.

El pasado martes, se procedió a la detención del agresor, inmediatamente se informó al Juzgado en turno, cuyo Magistrado dispuso el relevo de la custodia policial y que el detenido sea alojado en la Comisaría Séptima.