Detienen a un joven por abusar de un niño de 11 y transmitirle una ETS

Policiales Provinciales

La madre de la víctima sospechó el lunes, al notar manchas en la ropa de su hijo. El menor confesó que un empleado de la familia lo había violado en agosto de 2018.

El sospechoso fue alojado ayer, preventivamente, en la seccional Tercera de Eldorado.

Guiada por instinto o intuición materna, una mujer de 37 años sospechó el lunes que las manchas de sangre que notó en la ropa de su hijo de 11 años no sólo no se correspondían con una lesión producida por el golpe o caída en la chacra de una familia amiga, por el contrario, representaba la primera señal de un delito de suma gravedad.

En menos de 48 horas se comprobó que el menor tenía lesiones genitales compatibles con un caso de abuso sexual y que debía asistido por un tratamiento específico porque fue contagiado de una enfermedad venérea.

De inmediato la progenitora, domiciliada en la altura del kilómetro 14 de Eldorado, realizó la correspondiente denuncia y se ordenó la detención del sospechoso, un joven de 19 años que trabajaba como empleado en el mismo predio donde la víctima y su familia residen.

A la par de la confirmación de los análisis clínicos al niño, fue este quien luego le confesó a su madre quién fue su victimario, cuándo, dónde y cómo.

Sin relevar detalles, para preservar la integridad del menor abusado y su entorno directo, fuentes consultadas por PRIMERA EDICIÓN relataron que la violación se produjo, aproximadamente cinco meses atrás en inmediaciones al arroyo Piray Guazú.

La víctima reconoció que fue el empleado de la familia, el joven al que sus padres le depositaron confianza, quien concretó el atroz vejamen.

Cabe señalar que, los rastros de sangre en la ropa del niño fueron detectados este lunes por la tarde en la propiedad de un productor rural en Picada Suiza, luego que el menor sufriera una caída accidental cuando jugaba.

Cuando la madre revisó las excoriaciones del incidente notó las manchas en la ropa interior. Esto la impulsó a llevarlo a un centro de salud.

Luego se tomaron las muestras y se comprobó, tras la observación de un médico legista de la Unidad Regional III, que le habían contagiado una Enfermedad de Transmisión Sexual (ETS).

Rápidamente se presentó la denuncia por “abuso sexual” en la seccional Tercera, y las autoridades judiciales de turno, ordenaron la detención del sospechoso y nuevas medidas relacionadas a posible sumatoria de indicios o evidencias al respecto.

En las próximas horas, el aprehendido sería llevado a indagatoria y se espera que el menor pueda declarar en Cámara Gesell cuando los profesionales pertinentes lo indiquen.

Fuente: Primera Edición.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.